“No irás al infierno por bajar música de internet”

El compositor y presidente del consejo directivo de la SCD se aburrió del mainstream radial y como la caridad comienza por casa, subió sus tres últimos discos a Internet, para ser descargados gratuitamente. Aquí se anima a discutir sobre mp3, fusiones de radioemisoras y persecuciones de la DINA a fines de los setentas.

Por J.C. Ramírez Figueroa,  (15 de octubre 2007, La Nación)

fdo-ubiergo

Por J.C. Ramírez Figueroa

Fernando Ubiergo ya no parece el chico lleno de sueños que ganó el Festival de Viña del Mar, la OTI y venció a Joaquín Sabina en el Festival de Benidorm. Tampoco se siente perseguido por la dictadura ni el parabrisas de su auto aparece quebrado de la nada (ver recuadro), pero como presidente del consejo directivo de la SCD, tiene nuevos desafíos y temores que enfrentar.

Su decisión más jugada en el último tiempo fue subir sus últimos tres discos a Internet (www.fernandoubiergo.cl) para ser descargados en forma gratuita: “Los ojos del mar” (1999), “Acústico” (2001) y “La Sombra del águila” (2004).

-¿Por qué hacerlo?

-Pensaba hacerlo el verano pasado, pero vino el problema legal con Mago de Oz. Habría sido raro pelear por mis derechos de autor y dejar mis canciones en la red al mismo tiempo. Aunque son cuestiones totalmente distintas, preferí posponer esa decisión.

-Por lo mismo, ¿soy un pecador si me bajo un disco por Internet?

-No (se ríe), no irás al infierno por eso. Es cierto, es una tremenda herramienta, los músicos la apreciamos y el público también. Pero al mismo tiempo las corporaciones intermediarias lucran a costa de ambas partes y ciertamente eso no está bien. Pero no te preocupes, no irás al infierno por bajar música de Internet, se nos quema media humanidad…

-¿Entonces?

-Siempre que respetemos y garanticemos los derechos de los artistas. Es legitimo pedir que se retribuya a los autores cuando observamos que los que lucran son los proveedores de Internet, los fabricantes de mp3 o iPods.

-¿Realmente piensas que los fabricantes de mp3 pagarán a los músicos sin traspasar esa “pérdida” a los compradores?

-Soy partidario de evitar costos mayores si luego las empresas los van a trasladar a las personas. No soy economista pero creo que se pueden explorar otras formas que corrijan esta inequidad, incluyendo la copia privada, apuntando a la gran cantidad de recursos que el sector entrega al Estado y que estén vinculados compensatoriamente al tema previsional y de salud.

-¿Cuál es tu postura frente a la compra de la cadena Iberoamerican por el grupo español Prisa, hoy en suspenso?

-Bueno, mi sensación sobre este tema como ciudadano y músico, es de inquietud. No parece algo bueno que por medio de esta compra que realizará un grupo español se produzca una concentración tan importante de radioemisoras, una realidad que podría jugar un papel gravitante en el desarrollo de la radiodifusión en Chile. Me parece que trae un riesgo asociado que puede comprometer la diversidad de contenidos, imponiendo líneas editoriales en distintas áreas y por cierto, en la programación de música.

-…

-En estos momentos desarrollamos una campaña con emisoras pyme de Archi, buscando subir los bajísimos porcentajes de música chilena en la radio. No veo por qué un conglomerado internacional debiese tener de un compromiso mayor con nuestra música. No deseo prejuzgar, pero el riesgo es latente. Las frecuencias radiales son patrimonio de todos los chilenos y pienso que el Estado debe garantizar y resguardar este bien en pro de diversidad cultural, la libertad de expresión y nuestro derecho a ser informados ampliamente. Estas frecuencias que el propio Estado confiere a privados para su administración y uso temporal, luego son transferidas en cifras altísimas sin la participación de quien otorga esa frecuencia. Creo que algo no está bien normado en esto.

-Quizás no valga la pena tanta guerrilla comunicacional si con Youtube, Myspace y tus amigos mandándote mp3, nadie necesita mucho de esos medios.

-Totalmente de acuerdo. Nosotros creamos un sitio para los músicos de vanguardia y alternativos que no sintonizan con los criterios del mercado o de los medios, mus.cl. Lo hicimos por que sabemos que uno de los mayores problemas de la música chilena no sólo es su falta de difusión, si no la falta de diversidad en lo que se muestra. Los músicos chilenos merecen más oportunidades para mostrar su rica creación y el público también tiene derecho a conocerla. Sin duda hoy tenemos la mejor generación de talentos musicales en la historia del país, no podemos permitir que no se desarrollen por falta de medios, entre ellos la escasa y pobre difusión.

Los ochenta: traje blanco, lista negra

Ídolo popular en dictadura, Ubiergo vivió las dos caras de la moneda. Tras ganar el Festival de la Primavera de TVN en 1977, con “Un café para Platón”, despertó sospechas: ex estudiante de historia en la UTE, sociología en la Chile, periodismo en el Pedagógico, y una letra que hablaba de un compañero que “un día de octubre a clases no llegó…”.

Además tocaba con músicos”outsiders” como Flor Motuda, Hugo Moraga y Óscar Andrade. “No hablo mucho de esto. Hace un tiempo revisé la prensa de la época y vi la campaña que montaron tras haberme censurado cinco canciones (“Te recuerdo Amanda” de Víctor Jara y otras de Silvio Rodríguez, Paco Ibáñez, Neruda, entre otras) del Ubiergo (1979)”, comenta. Incluso, desconocidos rompieron el parabrisas de su auto y tuvo que mandar a su familia a la Quinta Región.

Pero Ubiergo era también sinónimo de canciones-himno y un traje blanco que quedó cocido para siempre a sus triunfos en el Festival de Viña del Mar con “El tiempo en las bastillas” y en la OTI, con “Agualuna”. “Ese traje lo usé para diferenciarme de los empaquetados cantantes de la televisión y creo que, para emular a un cantautor español que siempre admiré: Serrat. Sólo camisa y pantalón, nada de chaquetas”, confiesa.

-A propósito de Serrat, en el Festival de Benidorm superaste a su alumno aventajado, Joaquín Sabina.

-Llegué a vivir a Madrid a principios de los ochenta, en pleno apogeo de la industria y la movida madrileña. Fui al Festival de Benidorm con “Yo pienso en ti” y Sabina envió ” Princesa”, una letra potente, con la música de Muriel. Desde que la oí, la amé y por primera vez sentí que ganaba algo sin merecerlo. Pero fue una decisión del público. Dije “ganó la mía, pero la mejor es la de él”. Ahí sentí que alguien de la compañía me pateaba el tobillo uno de la compañía, seguro.

link

Guardar

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s