Polter – Moderno

05dd88aed72e8a2ae18cc2d111e9d7d1--music.jpg

 

Por J.C. Ramírez Figueroa (20 de febrero de 2009)

Hace rato que en el pop-rock nacional existe un consenso: las canciones son más importantes que la exhuberancia instrumental. Cuesta creerlo pero ésta no siempre fue la norma. En los ’90, la sola idea de componer “hits” y suscribirse a sus leyes (melodía, estructura, economía de recursos) habría llenado de horror a los nóveles músicos. El éxito radial de Los Tres les parecía más un accidente que un diseño musical. Por eso el thrash, el radicalismo punk y, sobretodo, el funk fueron los estilos más abusados en la anterior década. Con Moderno, su segundo disco, y al igual que jóvenes bandas como Primavera de Praga, Yeti, Sónica o Gufi, Polter son ejemplo de este cambio de perspectiva.

Al igual que los últimos discos de las agrupaciones citadas, Moderno tiene canciones para mover la patita, cantar en la ducha o aprenderse en guitarra sin mayores dificultades. “Antigua”, por ejemplo, con sus teclados synth pop es un tema de puro pop beatlesco (a pesar del puente “rockero” con ese filtro en la voz, que está de más). También hay temas más guitarreros como “Puerta”, con grandes momentos a la altura del estribillo. O “Cursi” y “Al”, intensos piano-rocks que retoman algunas ideas compositivas de su debut homónimo de 2005.

Sin embargo no todo llega a buen puerto. La furiosa “No quiero” se acerca peligrosamente a la caricatura del sonido rockero promedio. Los teclados de “Música (a velocidad)”, single del disco, tampoco son un aporte. “Tu sonrisa”, con su monótono coro, parece un descarte de G.I.T. Si confiamos en las capacidades de Polter, estas falencias, que parecene remanentes del amateurismo noventero, pueden ser solucionadas a la brevedad. Las canciones bien trabajadas en este disco lo demuestran. La gran paradoja del pop-rock que practica el grupo ovallino es que antes su hogar estaba en la radio y ahora, la música se escucha en el computador. Y en ese soporte parece haber más canciones que oídos dispuestos a escucharlas. La única solución para que los buenos momentos de Moderno no se pierdan, es tocándolo en vivo. Y a juzgar por las entrevistas, Polter tiene toda la intención de hacerlo.

link

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s